Reportaje al Dr. Quintanilla: Con silicona en el cuerpo

Publicado por

Posted on septiembre 04, 2014

No todas están contentas con los dos “regalos” que les dio la madre naturaleza; así inicia este reportaje “Con silicona en el cuerpo” que me realizaron en el 2011 y que deseo compartirles en esta ocasión.

Reportaje de Carla Torres Solórzano/VIDA

Reportaje al Dr. Quintanilla: Con silicona en el cuerpoEn la búsqueda del busto ideal, sexy y atractivo algunas han tenido que recurrir al bisturí para aumentar su tamaño, para lo cual se utilizan los implantes de silicona.

Desde sus inicios este procedimiento ha estado en tela de juicio. Algunos los asocian al cáncer de mamas, a la perdida de sensibilidad, el obstruir la visión de las mamografías, entre otros.

Además el miedo a la ruptura de los implantes, entre estos factores están la presión al subirse a avión, con un golpe fuerte en el pecho se pueden desfigurar, así como la caducidad de los materiales, etcétera.

El doctor Danilo Quintanilla Aguilar, cirujano plástico y reconstructivo nos aclarará los mitos que han girado en torno a la silicona.

En cuanto a las probabilidades de que un implante se rompa dentro del cuerpo explica que éste es una cápsula de varias capas relleno con gel de silicona, y si se rompe depende de a la calidad del material que se utiliza no de la presión atmosférica ni de golpes en el pecho.

De igual forma el especialista afirmó que si se llegara a producir una ruptura, ésta causaría daños al cuerpo. Aunque las posibilidades de que se produzca son muy pocas.

¿Y EL CÁNCER?

“De que los implantes mamarios pueden ser causa de cáncer, eso es un mito. Se han hecho un sinnúmero de estudios científicos en los que se ha demostrado que no hay relación entre los implantes y la presencia de cáncer de mama”, dijo Quintanilla.

Además explicó que se pueden hacerse mamografías perfectamente para una detección temprana de este mal, no obstruye nada.

En cuanto a la lactancia materna el especialista aseguró que no existe riesgo alguno, sin embargo no es recomendable porque se estira la piel y queda flácido.

En cuanto a que se deben cambiar cada diez años, el especialista los productos tienen su tiempo de caducidad y sí necesitan cambiarse.

En cuanto a la edad para colocarse los implantes el cirujano destacó que todo depende de la madurez de la paciente.

UNA DURA REALIDAD

El especialista destacó que el rechazo del cuerpo al implante no es ningún mito es una realidad.

“El médico tiene la obligación de explicar que siempre existe el riesgo al rechazo del organismo porque es un cuerpo extraño dentro del cuerpo”, dijo Quintanilla.

Cuando el cuerpo rechaza el impacte, hay varios síntomas entre ellos dolor, fiebre, infección y otros. En estos casos se puede probar cambiando el implante o hay que quitarlo temporalmente.

Antes de tomar una decisión de hacerse este tipo de cirugía para aumentar el tamaño de sus senos debe tomar en cuenta los pro y los contra.

Entre éstos están: el riesgo general de la anestesia, formación de tejidos alrededor del implante, reacciones a medicamentos, infecciones, sangrado entre otros.

La pregunta del millón es: ¿Vale la pena correr los riesgos necesarios para lucir por un par de hermosos y sensuales senos?

Es importante destacar que antes de realizarse esta operación debe consultar al cirujano, para realizarle una adecuada valoración, si desea más información puede contactarme por correo a d.quintanilla@cirujanoplasticodrquintanilla.com.

Reportaje: Con silicona en el cuerpo
Fuente: La Prensa

Acerca del Autor

Experto en cirugía plástica, estética y reconstructiva, con más de 20 años de experiencia


AGREGAR UN COMENTARIO